logoaduanasnet-01

Logo Lecomex con-respaldode-01

Noticias

Autopartistas buscan exportar más de 700 millones de dólares

 (Actualizado jueves 18 de enero de 2018)

Esa suma, que corresponde al 2017, según el presidente del gremio, Tulio Zuloaga, podría crecer en 5% o 6% por el alto precio del dólar y el esfuerzo de los productores.

El gremio de los autopartistas aspira a tener un buen año, basado en las mejoras que ha tenido la industria en cuanto a productividad e innovación, pero todavía lo acecha el contrabando y la venta de repuestos de segunda, que se alimenta en buena medida del robo de carros. El presidente de la Asociación del Sector Automotriz y sus Partes (Asopartes), Tulio Zuloaga, habla de las perspectivas del negocio para este año.

¿Cómo pinta el 2018?

Hay expectativa, sobre todo, por tratarse de un año electoral y en estos periodos la gente detiene ciertos negocios e inversiones, si bien nunca ha pasado nada. Sin embargo, hay más optimismo que el año pasado, creemos que puede ser mejor, a eso le estamos apostando.

¿Y en el mercado de autopartes qué se espera?

El año pasado fue difícil, decrecimos 4% y habíamos decrecido 5% en el 2016, pero confiamos en recuperar por lo menos un 6%, porque hay posibilidades y hemos madurado en el tema del IVA.

¿En qué basa ese cálculo?

En que la gente se ha acomodado a los precios y las alzas del año pasado; los comerciantes están frente a nuevas estrategias y tecnologías y la industria nacional ha ganado terreno con el dólar.

¿Cómo va la exportación de repuestos de carros?

Hoy día hay exportación a varios países como Ecuador, Argentina y Perú, algo a Chile, y en Centroamérica, a varios países y un poco a EE. UU. Esperamos fortalecer esto, pero es importante que el Gobierno le dé herramientas al sector para seguir compitiendo.

¿Qué herramientas?

No son exenciones, sino que sepan cobrar gastos que afectan mucho a la industria, como en servicios públicos, energía; exenciones tributarias y un acomodamiento en el impuesto de renta. Hay que fortalecer la industria.

¿Cuánto exportan?

Son unos US$700 millones, cifra que esperamos sea superada este año con los esfuerzos que se están haciendo y con un dólar más alto, que ha permitido recibir más pesos. Esperamos crecer por lo menos entre 5 y 6% en exportaciones.

¿Qué venden por fuera?

Estamos exportando partes de suspensión, especialmente amortiguadores, partes de frenos, baterías, cables de alta tensión y partes de motor, sobre todo. Además, algo de rodamientos y otros productos.

¿Podría ser más?

Creemos que sí, y se están haciendo esfuerzos. Estos dos años el TLC nos ha dejado lecciones. Se está trabajando en innovación y tecnología para ser mas eficientes y esto nos ayudará a tener mejor producción con mejores precios.

¿Dónde está el mayor potencial?

En las partes que ya mencionamos. Realmente tenemos fábricas que se han tecnificado mucho y avanzado en innovación y eficiencia y productividad, de modo que abriendo estos mercados, sobre todo en Centroamérica hemos ido sustituyendo la parte de Venezuela, que ya hemos reemplazado en un 70%.

Si logramos implementar más esto, alcanzaremos a llenar ese vacío durante este año.

¿Por qué era la baja productividad?

Cuando teníamos un dólar muy bajo éramos muy poco competitivos porque recibíamos muy pocos pesos, pero creemos que este año las cosas pueden cambiar sustancialmente, porque cuando se dio el cambio de dólar, la industria no tenia suficientes autopartes y ahora hay buenos inventarios. El año va a ser interesante.

¿Cuánto mueve el sector?

El año pasado movimos en total US$4.050 millones, considerando tanto en el mercado interno como el externo.

¿Todavía los afecta mucho el comercio ilegal?

En el 2016 ese mercado representaba US$680 millones y el año pasado aumentó en US$5 millones más.

¿Por qué?

Obedece al incremento en el número de vehículos circulando. Al año llegan de otros países cerca de 17.000 carros desguazados, porque Colombia y Ecuador cumplen con los compromisos para evitarlo, pero Venezuela no y entonces todo esto ingresa por las trochas fronterizas.

¿Cuánto representa esto?

Son aproximadamente US$300 millones y el resto es por autos robados en Colombia, o que vienen de Venezuela y Ecuador.

De Ecuador pasan unos 7.000 vehículos robados.

¿Qué les dice el Gobierno?

Hemos puesto las denuncias y el Gobierno lo sabe, pero tenemos unas fronteras que nos preocupan porque para vigilarlas se necesita una cantidad de fuerza pública que no tenemos. El Gobierno sí hace, pero falta muchísimo.

¿Entonces no hay nada qué hacer?

Todo mundo está haciendo los esfuerzos necesarios, pero es bastante difícil esa solución.

¿Qué porción del mercado atienden los ilegales?

El problema es que, lamentablemente, cada vez más el contrabando y el comercio de partes usadas van cogiendo más de la torta. Es casi el 45%. Mientras que el comercio legal suma US$4.050 millones, el ilegal son US$$3.970, o sea que si los sumáramos, el mercado colombiano sería de casi US$8.000 millones.

¿La diferencia representa el potencial de las firmas de su gremio para crecer?

Indudablemente; el problema es que tenemos unos enemigos muy fuertes, poco controlados y que nos faltan ‘dientes’ para atacarlos.

¿Falta algo en el campo normativo?

Está prohibida la importación de autopartes usadas y el comercio de lo ilegal; se castigan con cárcel de 6 a 13 años, pero mucha gente se lanza a este negocio porque es rentable. Si los cogen, a los dos o tres días están en la calle haciendo lo mismo.

Fuente: Portafolio.

Los retos para ser potencia mundial en cannabis de uso medicinal

 

(Actualizado lunes 15 de enero de 2018)

Las empresas locales deben acelerar el paso para no dejarse alcanzar por las de otras latitudes, dado el interés que despierta el negocio.

El cultivo y transformación del cannabis medicinal en Colombia parece tan promisorio que las empresas que se han conformado para entrar en el negocio no han hallado problemas en conseguir capital, pero varias ya se han topado con un muro en el mercado financiero: les están negando el simple trámite de abrir una cuenta bancaria.

Así se lo confirmó a Portafolio el director del Fondo Nacional de Estupefacientes, Andrés López, y otras fuentes ligadas con este campo que recién se abre camino en el país.

Curiosamente, según López, desde Europa se importan cerca de 1,5 toneladas de codeína, otro narcótico –y como tal sustancia controlada– con la que se fabrican analgésicos, antidiarreicos y jarabes para la tos, y a ninguna de las firmas que lo hacen las han cuestionado, ni menos cerrado las puertas de los bancos.

El funcionario recordó que en Estados Unidos, en los 29 estados donde la marihuana medicinal es legal (en otros 8 ya está aprobado el uso recreativo) los dispensarios deben instalar cajeros, pues no es permitido pagar con dinero plástico y los compradores deben hacer avances de sus tarjetas de crédito. Los resquemores al respecto se agudizaron sobre todo desde mediados del 2017, cuando Uruguay aprobó el uso recreativo de marihuana y se generó el temor de que las ganancias circularan por la banca estadounidense.

Para comenzar a allanar este terreno, la recién conformada Asociación Nacional de Industrias de Cannabis Colombiana, Asocolcanna, que reúne a seis firmas del sector, ya está pidiendo citas con los bancos agremiados en la Asobancaria. Sin embargo, el desafío mayor será convencer a los del exterior. “Nos preocupa un poco que la banca internacional, especialmente la que tiene sede en Estados Unidos, no ha entendido que esto es totalmente legal y que no se están infringiendo tratados”, dijo López.

El otro frente es el trabajo con Procolombia, a fin de que esta oportunidad de generar una bonanza para el país no se trunque por malos entendidos. “Vamos a necesitar un apoyo importante del Mincomercio y las entidades financieras (nacionales) para que ayuden a aclarar el tema con los bancos extranjeros”, expresó el recién nombrado director de Asocolcanna, Rodrigo Arcila.

Este, sin embargo, parece un reto menor frente a la perspectiva de introducir a Colombia en la élite mundial del cannabis medicinal, que promete convertirse en el quinto renglón de la economía nacional.

TAMAÑO DEL MERCADO

Las cifras sobre su potencial son disímiles pero hasta las más conservadoras son atractivas. Un informe del portal visionagain, que sirve de referencia para varias firmas del sector, indica que el mercado mundial de cannabis medicinal en el 2016 movía 12.000 millones de dólares y que crecerá de manera sostenida a un 18% en los siguientes cinco años.

Otro reporte de Brightfield Group ubica el dato para el 2017 en 7.700 millones de dólares y pronostica que en el 2021 serán US$31.400 millones, debido a la cantidad de países que están aprobando la utilización como medicamento. Por otra parte, ReportLinker afirma que solo el mercado de EE. UU. será de US$19.500 millones en el 2024.

Entre los que van adelante en ese campo figuran naciones como Canadá, Alemania, Australia e Israel. Y Colombia tiene la firme intención de ingresar con fuerza. Así lo demuestra el último cupo que solicitó a la Jife (Junta Internacional para la Fiscalización de Estupefacientes, que depende de la ONU) y que esta le aprobó, por 40,5 toneladas de flor de marihuana, es decir el 44% mundial para el año 2018. Con ellas, el Gobierno espera cubrir las necesidades de las firmas que están empujando el tema.

El director del Fondo de Estupefacientes explicó que la cifra fue calculada asumiendo que hay unas 20 empresas con licencia para cultivar y 22 para transformar cannabis, y que en el futuro inmediato podrían ingresar otro tanto. Individualmente manejarían entre media y una hectárea de sembrados, y a la vez, sacarían de dos a tres cosechas anuales, dependiendo de la implementación de técnicas que aumenten el rendimiento. Con ello, la cosecha alcanzaría a cubrir las necesidades locales y el 10% de las globales.

A futuro, el proceso será a la inversa, según López. Antes del 30 de abril próximo las empresas deberán hacer sus planes de negocio del 2019, con base en los cuales piden su cupo y, con todas las solicitudes listas, antes del 30 de junio el Gobierno envía el plan del país a la sede de la Jife en Viena (Austria). La respuesta de aprobación debería estar la última semana de diciembre o la primera de enero. Solo ahí se sabrá cuál es el tamaño real negocio.

“Este no es un negocio de volumen, sino de calidad y eficacia de un medicamento”, aclaró por su parte el vicepresidente de Asuntos Regulatorios de Khiron, Juan Diego Álvarez.

Por lo pronto, las compañías avanzan en los trámites legales, la organización de sus estructuras empresariales, la importación de maquinaria, en las previas para los cultivos y la ubicación de laboratorios y plantas de transformación. Solo Pharmacielo y Khiron comenzaron la siembra de semillas de prueba que deberán certificar ante el ICA antes de darle el primer golpe a la tierra, y las demás tienen que surtir pronto este paso.

La ventaja de las pioneras es que pueden iniciar su experimentación incluso con cepas que no ingresaron de manera legal al país, siempre y cuando las declaren antes del 19 de abril de este año. En cambio, las ‘adevenedizas’ deberán certificar el origen en un país donde la actividad sea legal. “Esto tiene sus dificultades porque, por ejemplo, en España y Holanda hay bancos de semillas, pero cuando uno va al Gobierno por un permiso para sacarlas, le indican que estas son de colección, es decir que tienen un estatus semilegal que no permite la salida del país”, contó López.

Así las cosas, según cálculos, solo en el primer trimestre del 2019 se verían las primeras cosechas y ojalá antes de junio se estén procesando los aceites esenciales que sirven de insumos y tal vez productos con destino a los pacientes, que son los usuarios finales. Álvarez, de Khiron, firma que aspira a llegar hasta la elaboración de medicamentos, elogió los pasos dados por el país, pero advirtió que aún falta que el Invima se alinee a todo el plan, con mecanismos para acelerar los registros de productos derivados del cannabis.

Aparte de hacer los ajustes institucionales y legislativos; superar los prejuicios que recaen sobre el cannabis y sobre la relación del país con el negocio ilegal de los narcóticos, un reto es que Colombia –empresas y Gobierno– se apuren para aprovechar la delantera que ha tomado en materia legislativa, y estar a punto a tiempo, antes de que otros lo alcancen, dado el interés que ha despertado el tema en otras latitudes.

Fuente: Portafolio


El precio del café seguirá en descenso

(Actualizado miércoles 14 de junio de 2017)

 

La OIC presenta un informe pesimista sobre el tema y, por el contrario, evidencia un crecimiento de los inventarios.

Como resultado del buen comportamiento de las cosechas y de las exportaciones durante los primeros siete meses del año cafetero, los precios del café continuaron cayendo.

“El mercado sigue bien abastecido, mientras que se mantienen altos los inventarios en los países consumidores, como resultado de las altas exportaciones.

“Los precios han estado cayendo desde febrero como consecuencia ( también) de la disminución de las preocupaciones relacionadas con el clima, así como la caída más general en los mercados de las materias primas agrícolas básicas”, informó la Organización Internacional del Café (OIC).

El organismo cafetero mundial, con sede en Londres, indicó que por primera vez en tres años, los cafés catalogados como ‘suaves colombianos’ cotizaron por encima de los ‘otros suaves’.

Sin embargo, en el último año la caída ha sido de 2,3 por ciento entre abril y mayo de este año.

En mayo, los precios del café siguieron debilitándose a medida que el promedio mensual del llamado ‘indicativo compuesto’ de la OIC cayó significativamente en comparación con el mes pasado, un descenso del 3,8 por ciento, a 125,40 centavos de dólar por libra.

Vale la pena anotar que durante mayo, la caída fue generalizada, no solo para el promedio que lleva el gremio, sino también para todos los tipos.

Las caídas registradas en el último mes fueron así: para los suaves colombianos, –2.3 %; los otros suaves, –3.5 %; la merma para los brasileros naturales fue de –3.6 %, mientras que la caída más fuerte se presentó para los cafés del tipo robusta, con –5.0 %.

Por su parte, en las bolsas de valores, las caídas registradas durante el mismo mes fueron de –2.7 y % y –5.2 % para Nueva York y Londres, respectivamente.

Los inventarios de café, estos han mostrado una tendencia al alza, lo que motivaría la caída de los precios, tal como lo argumenta la OIC.

En Nueva York, por ejemplo, en el último año (de mayo de 2016 a mayo de 2017) han pasado de 1,53 millones de sacos a 1,65 millones, mientras que en el mercado de Londres, en el mismo periodo, crecieron de 2,64 millones a 2,87 millones de sacos de 60 kilos.

En su informe mensual de mercados, la OIC destacó el comportamiento de la caficultura colombiana que ha venido creciendo en producción y productividad, mientras que otros países productores de la región, como Mientras Colombia.

Fuente: Portafolio.

Abren tres centros de desarrollo empresarial en áreas vulnerables.

 

(Actualizado lunes 08 de mayo de 2017)

iNNpulsa, la entidad creada por el Gobierno para apoyar y promover el crecimiento empresarial jalonado por la innovación, puso en marcha tres nuevos Centros de Desarrollo Empresarial en zonas donde buscará favorecer a población vulnerable y víctimas del conflicto armado.

Estos unen esfuerzos de los sectores público, privado y de la academia para prestar servicios orientados al crecimiento productivo y la estabilización socioeconómica de los beneficiarios. Los municipios sede son Natagaima (Tolima), Buenaventura y Pradera (Valle del Cauca).

“Con esta iniciativa buscamos apoyar a los empresarios y emprendedores de estas regiones, a través del fortalecimiento en procesos, operaciones, competencia del personal en el servicio y proveemos mecanismos para consolidar e identificar nuevas oportunidades de negocio, mejorar la competitividad y lograr una mayor rentabilidad y posicionamiento en el mercado local”, dijo el gerente de iNNpulsa Colombia, Juan Carlos Garavito.

Agregó que para este proyecto se trabajó aplicando la metodología SBDC (Small Business Development Center), caracterizada por plantearse una intervención dirigida a brindar asesoría técnica y administrativa para micro, pequeñas y medianas empresas con el fin de ayudarlas a crecer, innovar, producir, rendir y generar empleo.

En Natagaima se espera capacitar 300 empresas, brindar asesoría a 135, fortalecer los conocimientos en temas financieros a 192 compañías y emprendedores, y buscar la creación de 10 nuevos negocios. Este pretende impactar a los pobladores de Aipe, Villavieja, Baraya, Ataco, Dolores, Alpujarra, Prado, Purificación, Coyaima y Saldaña.

El centro de Buenaventura se llama Pancoger y brindará asesoría en contabilidad, educación financiera, mercadeo y planeación estratégica, entre otras áreas. La meta es asesorar 160 empresas, capacitar a 350 firmas y 200 emprendedores; crear 15 compañías y establecer cuatro alianzas público privadas.

El de Pradera, tiene el liderazgo de la Fundación Mercapava, de la Alcaldía de Pradera y la Universidad Cooperativa de Colombia. La meta es asesorar 135 empresas y 40 emprendedores; capacitar 300 compañías y 150 emprendedores, y procurar la creación de 10 nuevos negocios.

Fuente: Portafolio.